Rincón en rosa: Lactancia materna y cáncer de mama

Cuantas veces hemos escuchado que si damos el pecho a nuestros hijos, no sólo estamos aportando innumerables beneficios para nuestro bebé, sino que nos estaremos protegiendo de un futuro posible cáncer de mama, pero… ¿qué hay de verdad en ello? ¿es así?

Sin ir más lejos, yo amamanté a mi hija durante los 6 primeros meses de su vida, pero al parecer no fue suficiente y tampoco determinante para mi, ya que 2 años y medio después me diagnosticaron de cáncer de mama en estado avanzado.
Todo hay que decir, que mientras yo amamantaba a mi hija, no estaba pensando más que en su propio beneficio, no en el mio, de haberme informado mejor, muy probablemente podría haber hecho algo más al respecto, para que fuera tan beneficioso para ella como para mi salud.

Está claro que hay muchos otros factores que nos dan más o menos disposicion en contraer esta enfermedad, a continuación vamos a verlos y vamos también a ver lo que dicen los expertos sobre la relación entre la lactancia materna y el cáncer de mama.

Lo primero es que en la Breastcancer.org nos dicen que a partir de 12 meses de lactancia materna, sí puede reducirse el riesgo de padecer cáncer de mama en un futuro, pero veamos por qué:

 

•Producir leche constantemente limita la capacidad de las células mamarias de actuar de manera anormal.
•La mayoría de las mujeres tienen menos ciclos menstruales cuando amamantan (sumados a los 9 meses sin menstruación durante el embarazo), lo cual se traduce en niveles más bajos de estrógeno.
•La mayoría de las mujeres tienden a ingerir alimentos más nutritivos y a adoptar un estilo de vida más saludable (por ejemplo, limitar el consumo de alcohol y tabaco) mientras amamantan.

Pero a todo esto hay que añadir factores como la edad, y tener un primer embarazo antes de los 30, estadísticamente, también reduce el riesgo de padecer cáncer de mama en un futuro,también influye la edad en la que tuviste la menstruación por  primera vez, cuanto más joven, más riesgo, después también está la carga de predisposición genética, como el BRCA, un tipo de cáncer que no puedes ignorar si es por genética.

Y después están los factores que pueden ayudarte a reducir el riesgo de padecer esta enfermedad, pero que tampoco son decisivos:

•mantener un peso saludable
•hacer ejercicios con regularidad
•limitar el consumo de alcohol
•ingerir alimentos nutritivos
• no fumar nunca

Se estima que hay 720.000 casos de cáncer de mama cada año,es un 20% de todos los cánceres, y de los cuales, entre el 17 y el 36% de estos cánceres de mama, se producen en mujeres menores de 40. Lo que apoya la teoria de que cuanto más tardía es la maternidad, más riesgo hay de padecer un futuro cáncer de mama.

Así que ya lo sabes, si estás en situación de ser madre próximamente, ten en cuenta la lactancia materna como la mejor alimentación tanto para tu hijo como para tu propia salud, pero recuerda, sólo 6 meses de lactancia no son suficiente para disminuir el riesgo de contraer en el futuro cáncer de mama, cuanto más tiempo amamantes, mejor para los dos, sin duda.

Por otro lado, también se sabe que tomar leche materna mientras estás en proceso de quimioterapia es bueno para reducir las células tumorales y reducir también los efectos colaterales de la propia quimioterapia.

Esto lo he podido comprobar yo directamente, así que doy fe de que funciona, sobretodo en paliar los efectos de la quimioterapia. Aunque no lo hice durante mucho tiempo, únicamente lo hice durante un ciclo, ya que me costaba mucho perder los escrúpulos para tomarme un vasito de leche materna todos los días. Pero si tienes la oportunidad, pruébalo.

Y si has sido madre después de un cáncer de mama, que sepas que puedes dar el pecho aunque te hayan practicado la mastectomía unilateral, será todo un reto, pero hay muchos profesionales que pueden ayudarte y asesorarte en este tema llegado el momento.

Tu bebé se alimenta igual de bien con solo un pecho. Antes de que yo padeciera cáncer de mama, tuve a mi hija, y por otros motivos solo pudo alimentarse con un solo pecho, ya que el otro estaba «obstruido»(fabricaba leche pero no salía,curiosamente era el mismo pecho con el que no pude amamantar el que 2 años y medio después tenía un tumor maligno), pero mi hija se alimentaba igual de bien con uno que si hubieran sido los dos, el peso que ganaba cada semana me lo demostró.

No te quedes con la duda, asesórate bien sobre el tema cuando lo necesites. Los beneficios de la lactancia materna son múltiples para los 2.

Más vale prevenir y hacer todo lo que está en tu mano.

 

Podéis leerme o  seguirme en mi blog aquí: Diario de una maternidad y un lazo rosa

 

 

Autor entrada: paris

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento de la legislación española vigente en materia de protección de datos de carácter personal y del reglamento europeo RGPD 679/2016 le informamos de:

Responsable: Madresfera SLU + info

Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info

Legitimación:: Consentimiento expreso del interesado. + info

Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.

Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info

Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web www.madresfera.com + info

Array